Consejos escritores noveles

Los peores villanos del escritor novel

21 marzo, 2018
villanos del escritor

Una persona muy sabia me dijo que cuando empezara a ser visible, aparecerían a mí alrededor enemigos por doquier. A mi me resultó extraño. ¿Quién se preocuparía por una pequeña gota en medio del océano? Por desgracia, tenía razón. Son los villanos del escritor. Y están al acecho.

Hay muchos elementos con los que, como escritor novel, puedo lidiar. La carga de trabajo, el aprendizaje continuo, la organización o desorganización, el marketing, las redes sociales, la escritura… Pero hay otras cosas que llevo peor, que están condicionadas por mi carácter, tal vez por mi sensibilidad. Y aunque mi cabeza me diga que pase de esas personas, mi corazón sufre de forma desmedida y se hunde un poquito cada vez que las encuentro en mi camino.

Para mí, uno de los peores villanos del escritor es la persona envidiosa. No hablo de una envidia sana, que en realidad está mezclada con alegría. Por poner un ejemplo: mi amiga MariMar González tuvo esta Navidad mucha repercusión con su iniciativa #estanavidadregalaautoras que tiempo después se ha convertido en #unañodeautoras. Para mí, es una alegría que le vaya bien porque es una persona que curra mucho. Se lo merece. Y además me veo reflejada en ella: si trabajo mucho tendré más posibilidades de llegar a mis objetivos. Siento una envida sana.

Los que no puedo, ni quiero soportar, son los que yo llamo envidiosos vagos. Es decir gente que envidia lo que consigues, que buscan razones para echar por tierra todo lo que haces y que pretenden conseguir lo mismo sin hacer nada. Los odio. Me pregunto por qué no emplean el tiempo que gastan en criticar en currar un poco. Y lo que de verdad me molesta es que me afecten sus opiniones. Esa dualidad que existe entre cabeza y corazón. Algo muy chungo.

Si pudiera me los cargaría y escondería su cadaver en la segunda página de Google. Sé que parece una medida muy extrema, pero es lo que me gustaría. Así que andar con ojo.u

villanos del escritor
¿No te apetece una manzanita?

Los "tolosé"

Otro tipo de villanos del escritor son los “tolosé”. Esa gente que piensa que lo sabe todo, que su manera de hacer las cosas es la mejor. Porque sí. Porque ellos lo valen. Y además no se puede hablar con ellos, es como si no tuvieran oídos.

Recuerdo que una época de mi vida estuve apuntada a un montón de Newsletter de blogging y marketing relacionadas con la artesanía. En todas te daban el secreto del éxito, en todas sabían lo que tenías que hacer, en todas te enseñaban a triunfar. Y a veces era gente a la que no conocía ni su madre. Intentaba probar todo y llegue a una saturación máxima. Cuando ya no podía más me di de baja de todas. No sabes lo a gusto que me quede. Todavía recuerdo aquella sensación de liberación.

No hace mucho tiempo descubrí que nadie tiene la verdad universal, nada está grabado en piedra y que lo que funciona para uno no tiene porque hacerlo para otro. Creo que es bueno aprender y tener mentores, poner en práctica lo que dicen y modificarlo hasta adaptarlo a ti. Lo ideal sería poder escucharnos a nosotros mismos, algo que yo todavía tengo que practicar más.

villanos del escritor
Te aseguro que tienes un problema de piel... ¡Mira qué blanca la tienes!

Los copiotas

Los copiadores o plagiadores es uno de los grupos de villanos del escritor que menos soporto. He sido creativa desde pequeña y siempre he encontrado personas que, sin serlo, pensaban que podían aprovecharse de ese super poder mío. Al ser una persona poco preparada para el conflicto, esto me ha resultado muy violento y doloroso. Me he tenido que callar muchas veces y otras, en las cuales me he quejado, he encontrado reacciones violentas.

Todo esto que cuento ha sido desde mi faceta artesana, nunca me ha pasado con mi blog o con lo que he escrito. Pero sí he observado a blogueros escritores que copian a otros: artículos similares, muy similares a lo largo del tiempo. Y si yo me he dado cuenta tiene que ser evidente. Y ya no hablo de las cosas que pasan en romántica: escritoras que plagian a otras escritoras. Lamentable.

No es que eticamente esto me parezca deplorable, es que además te cargas tu imagen de escritor. ¿Qué credibilidad puedes tener haciendo algo así?

villanos del escritor
¿Mi "look"?¿Copiado de un dálmata? ¡Para nada! Es creacción propia.

Los derrotistas

Un villano muy triste que me cansa y agota es el derrotista. Y lo conozco bien porque yo lo soy. Al menos en las primeras etapas o cuando surgen problemas. Aunque tengo la suerte de luego poder superarme. Pero ese derrotista existe y hace mucho daño.

Aquí entran todas esas personas que te dicen que no puedes, que busques un trabajo en condiciones, que es muy difícil, que lleva mucho tiempo, que tienes que tener una estabilidad económica…  Resumiendo: que así no vas a llegar a nada. Estas personas son agujeros negros de buen rollo. Hay que silenciarlos, colocarles un esparadrapo en la boca y tirarlos al mar.

villanos del escritor
Me voy a enterrar en barro... He escrito un artículo en el blog y solo tiene 200 visitas.

"La Maraña"

Y ahora voy con mi preferido. Tiene muchos nombres pero para mí es “La Maraña”. Imagina unos cuantos ovillos que un gatito ha esparcido por toda la casa. Se han cruzado hebras y se han formado nudos. Cuando vas a recogerlo, lo juntas todo. No sabes dónde empieza o acaba. Es imposible desenredarlo y hacer un ovillo. O varios ovillos. Imagina que cada ovillo es un problema. Todos están juntos. Forman un lío que no quieres ni mirar.

Yo tengo esa maraña dentro de mí. Está en un lugar muy oscuro de mi interior, debajo de muchas capas. Ese sitio es ruidoso, ardiente y sucio. Está lleno de llagas y de dolor. La Maraña me dice no puedes, no eres bastante buena, lo vas a hacer mal, no vas a llegar a nada, no te mereces nada, la gente sabe que eres un fraude, entre otras cosas.

Siempre he intentado deshacerme de ella. No quería escucharla. Sufría mucho porque siempre estaba allí. No me dejaba en paz. Hace poco alguien me dijo que esa maraña no se iba a ir, que era parte de mí. Es esa parte que te da rabia y empuje para seguir adelante, para marcarte objetivos, para tener fuerza y seguir adelante a pesar de los envidosos, los “tolosé”, los plagiadores y los derrotistas.

Hay que escucharla y hablar con ella. Pedirle espacio, decirle que afloje. Con un poco de suerte podrás empezar a tirar de algún hilo. Y con mucha suerte puede que hagas un ovillo. Aunque todavía quedarán muchos. La maraña te pide que tengas paciencia y que la entiendas. No quiere irse. Pero si aprendes a vivir con ella puedes que te deje respirar. Incluso escribir.

villanos del escritor
Soy La Maraña y no puedes huir de mí...

Estos son mis peores villanos del escritor. Seguro que tu tienes alguno similar u otros totalmente diferentes. Identifícalos, conocelos y mantente lejos de ellos. O si eres más fuerte úsalos en tu propio beneficio. O intenta cambiarles. Todo es válido mientras no te hagan daño.

¿Cuáles son tus villanos del escritor?

Once upon a time (Érase una vez)

Las fotografías de este artículo pertenecen a esta serie. Relata los cuentos de toda la vida pero con una vuelta de tuerca y en tiempos modernos. 
Por qué verla: Aunque tiene algunas partes incoherentes y las tramas se repiten una  y otra vez, merece la pena por redescubrir cuentos conocidos con una nueva visión. Juega con la nostalgia infantil y te gustará ver personajes de dibujos en carne y hueso. Para pasar el rato y volver a creer en los cuentos de hadas.

Guión 70%
Personajes 70%
Fotografía 50%
Valoración subjetiva 60%

* campos requeridos

You Might Also Like

8 Comentarios

  • Reply M. M. J. Miguel 23 marzo, 2018 at 15:44

    ¿Qué sería de una buena historia sin villanos, MJ? Al final de tu camino como escritora encontrarás la satisfacción de haberlos derrotado en su propio juego, y lo mejor de todo, es que habrás aprendido más de ellos que de tus aliados.

    Es un camino duro esto de escribir. Cuando vemos superado un obstáculo, sale otro de la tierra y hay un tercero esperándote en un arbusto. Lo importante es continuar con un objetivo claro y a sabiendas de que las dificultades también moldean el sendero.

    Un abrazo, MJ, que vas bien.

    • Reply MJ 24 marzo, 2018 at 19:24

      Tienes razón: siempre se aprende de aquello que más daño hace. Es la ley de la vida. Muchas gracias por tus ánimos y un beso fuerte. 🙂

  • Reply Óscar Iborra 23 marzo, 2018 at 21:55

    Qué bueno, y además ilustrado con Once upon a time (la temporada de Peter Pan es soberbia… oscura, por eso me encanta)

    “La maraña” creo que se merece otro post en sí misma. Ahí te lo dejo… 😉

    Un saludo!

    • Reply MJ 24 marzo, 2018 at 19:23

      Estoy segura de que sí. De hecho no paro de pensar que sería una gran protagonista para un relato… Está tomando forma en mi cabeza.
      Un beso Óscar.

  • Reply Silvia Martínez-Markus 24 marzo, 2018 at 18:42

    Muy buen artículo. Yo creo que sin villanos y sin dificultades no seríamos lo que somos. Sacan lo mejor de nosotros mismos. Claro, y lo peor…
    La Maraña la compartimos todos…

    • Reply MJ 24 marzo, 2018 at 19:22

      Cuando escribí el artículo no pensé que La Maraña sería tan popular. Ahora me alegra saber que no estoy tan loca como creo XD

  • Reply Verónica. 27 marzo, 2018 at 8:59

    Buen artículo!! Te leo desde hace tiempo, y me gusta como escribes y como te expresas! Me siento muchas veces indentificada! Sigue así y más 😉
    Saludos!!!

  • Reply Mary L. Torres 28 marzo, 2018 at 12:49

    ¡Qué gran artículo, MJ! Los villanos son muchos. En mi caso creo que el peor es “La maraña”. No es solo que el muy villano me diga que no puedo hacer las cosas, es que también me hace odiar cuando la gente dice que “esto o aquello otro me ha salido bien” o que he “hecho un buen trabajo”. Apenas puedo escucharlo y es algo que me molesta muchísimo. Desde mi punto de vista, es algo que va ligado a mi perfeccionismo a veces casi insano, pero no creo que nadie esté libre de villanos.

    Gracias de nuevo por este artículo. ¡Besitos!

  • Deja tu comentario